JIMÉNEZ ESCUDERO, María Paz
(Valladolid, 1909 -  San Sebastián, 1975)
Pintura. Buenos Aires, San Sebastián


María Paz Jiménez nace en Valladolid en 1909. Durante su infancia y junto a su familia
se instala en San Sebastián donde se despierta su interés por la pintura, que aprende
y practica de manera autodidacta.
En 1933, tras su matrimonio, se traslada a Madrid y con el estallido de la Guerra
Civil se exilia en Argentina, momento que aprovecha para continúar su formación. A su
regreso a San Sebastián, en 1945, participa en la vida artística de la ciudad e
intensifica su trabajo como pintora.
Los continuos viajes a París permiten el acercamiento a las corrientes renovadoras y,
de su inicial estilo surrealista y fantástico, adopta un expresionismo de evocación
cubista que plasma en amplios formatos con abundante y pastosa materia. En etapas
posteriores utilizará arenas y pinturas plásticas dentro de la tendencia informalista
hasta desembocar, en la década de los 60, en la más pura abstracción, monócroma y
espacial.
María Paz Jiménez, que estuvo siempre vinculada a la vanguardia, muere en 1975 y su
figura y obra pueden considerarse referentes de notable importancia para gran parte de
los protagonistas del arte contemporáneo en el País Vasco.